El niño de la lata

Related Articles

Se cuenta que en una casa ubicada cerca del puente de Aguaytía, del puente que se desplomó días atrás. Vivía un matrimonio con su pequeño hijo. Hubo un tiempo en que el pequeño se mostraba sumamente nervioso y preguntaba a sus padres ‑‑ ¿Quién juega y llora en la azotea todas las noches? ‑‑, los padres no le tomaban ni la más mínima importancia, y decían: ha de ser un gato ¡duérmete!

El pobre niño despertaba a medianoche, asustado, porque sobre el techo de su cama se escuchaban gemidos y el sonido de una lata rodando continuamente de un lugar a otro. Llamaba a sus padres, pero éstos desde su habitación le ordenaban volver a dormir.

Incluso, intentaba dormir con ellos, pero también se lo impedían… Una de tantas ocasiones, el matrimonio se despertó a medianoche por un grito de terror proveniente de la habitación del niño y después de eso no pudieron encontrarlo por ningún lado.

VER TAMBIÉN: El niño fantasma del Cementerio General de Pucallpa

Dieron aviso a las autoridades y al siguiente día, al volver a casa después de un largo día buscando a su pequeño hijo, ven una lata atada con un lazo colgando de la azotea con algo de enojo el hombre sube a la azotea. y ve otra lata tirada sobre el techo de la recamara de su hijo.

Al acercarse cautelosamente, ve a su hijo en un rincón, sentado en cuclillas, abrazando sus piernas, tiene el cuerpo totalmente arañado y su rostro muestra un gesto de infinito terror… ¡Sin vida! El matrimonio se mudó, pero en su nuevo hogar.

Allí se escuchaban los mismos ruidos a la medianoche los despertó el sonido de una lata rodando en la azotea y parado frente a su cama, vieron a su hijo diciendo: -Me asusta el ruido de allá arriba-. Después de eso no lo volvieron a ver, pero cada año en el aniversario de su muerte, se escucha el ruido de la lata y el llanto del niño.

More on this topic

Comments

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img

Populares