Detienen al general PNP Max García

Related Articles

Agentes de la División de Búsquedas de la Dirección General de Inteligencia del Ministerio del Interior (Digimin) intervinieron al general PNP Max García Esquivel en el hotel Gold Inn, ubicado en la avenida Petit Thouars 1972, en el distrito de Lince.

La detención del general en funciones se produjo en cumplimiento de la solicitud del titular de la Fiscalía Penal Especializada en Delitos de Corrupción de Funcionarios de Lambayeque, Julio Taboada Ramón.

El viernes 15 de julio, como parte de una investigación sobre cobro de cupos a empresarios de discotecas en Chiclayo, reporteros registraron el momento en el que una de las víctimas abonaba una coima al suboficial PNP Ray Velásquez Calsín, brazo derecho del entonces jefe de la Segunda Macro Región Policial de Lambayeque, general Max García.

De acuerdo con los testimonios de propietarios de discotecas recogidas por este diario, el general García intervino los negocios y dispuso el cierre de varios de ellos alegando supuestas vulneraciones a las normas.

Luego apareció su secretario personal, el suboficial Ray Velásquez, quien les dijo que debían abonar un cupo semanal de hasta 3 mil soles si querían continuar sus actividades sin interrupciones.

Ray Velásquez llamaba por celular al general Max García frente a los empresarios, como una muestra de que actuaba en directa coordinación con el jefe policial de Lambayeque.

El lunes 18 de julio, el alto mando de la PNP destituyó del cargo al general Max García y trasladó a todo su equipo a Lima, entre ellos Ray Velásquez, mientras que el fiscal especializado en Delitos de Corrupción de Funcionarios de Lambayeque, Julio Taboada Ramón, inició investigación contra Max García y Ray Velásquez. Por el mismo caso, la Inspectoría General de la PNP investiga a 17 policías, entre oficiales y suboficiales, incluyendo a Ray Velásquez. Mientras que la Oficina de Asuntos Internos del Ministerio del Interior investiga a Max García por su jerarquía.

En Lima, el general Max García trabajaba en la Unidad Consultiva de la Comandancia General de la Policía Nacional, mientras que Ray Velásquez en la comisaría de Maranga, San Miguel, donde precisamente fue detenido por agentes de la Digimin.

El general García y el suboficial Velásquez fueron conducidos a la División Antisecuestros de la Dirección de Investigación Criminal (Dirincri), hasta recibir las indicaciones para el traslado a Chiclayo.

El equipo de agentes que organizó y ejecutó el operativo se encuentra bajo el mando del jefe de la División de Búsquedas de la Digimin, el coronel PNP Harvey Colchado Huamaní.

Precisamente, el coronel Harvey Colchado ha sido designado coordinador del equipo especial de la PNP que apoya a las Fiscalías Especializadas Contra la Corrupción del Poder, que encabeza la fiscal superior Marita Barreto.

De acuerdo con la investigación fiscal, dos testigos que cuentan con código reservado identificaron ante el fiscal Julio Taboada al suboficial Ray Velásquez Calsín, como la persona que se encargaba semanalmente de cobrarles los cupos para que la policía no interviniera y cerrara sus locales.

“Tengo conocimiento que ‘Óscar’, propietario de las discotecas Terra, ubicadas en el complejo de la cuadra 4 de la avenida Leonardo Ortiz, en Chiclayo, fue citado por el suboficial Ray Velásquez para ‘arreglar’ (pagar cupos), luego que su local fuera intervenido el 25 de junio de 2022. En ese operativo participó el mismo general Max García”, relató el testigo al fiscal Julio Taboada.

“El suboficial Ray Velásquez le proporcionó a ‘Óscar’ el teléfono celular 940 914 481 y lo citó en la primera cuadra de la calle Torres Paz ,en Chiclayo. Ray Velásquez lo esperaba a bordo de en un auto Yaris azul de placa CGL-659. Le hizo ingresar al vehículo en la parte trasera”, continuó el testigo. Velásquez entonces presionó al empresario para que pagara.

Testigos confirmaron el cobro de cupos a discotecas

“Una vez en el interior del vehículo, Ray Velásquez amenazó al empresario ‘Óscar’ diciéndole que, si no quería otro operativo policial en sus discotecas, tenía que pagar. El empresario dijo que en ese momento solo tenía 500 soles. Ray Velásquez le contestó que el número 1 (el general Max García) no iba a aceptar. Al final, ‘Óscar’ le dio 1 000 soles como un anticipo para que lo dejaran trabajar”, manifestó el testigo.

Otro colaborador, cuya identidad se mantiene en reserva, confirmó al fiscal Julio Taboada lo dicho por el testigo.

“Tengo conocimiento que el suboficial Ray Velásquez se identificó como el brazo derecho del general Max García y fue quien, a su nombre, cobró cupos a los empresarios Rómulo Cárpena, Jorge Cobos y John Acosta, dueños de las discotecas Out, Garden, Lula y Frida”, dijo el colaborador.

More on this topic

Comments

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img

Populares